PLUMA NEGRA - JOSÉ CALZADA

DEPREDACION DE BOSQUES - MANLIO MOLESTO CON VERACRUZ


La tala clandestina e inmoderada en deja ganancias por más de 50 millones de pesos al año en los diferentes bosques de la geografía veracruzana y pasó de ser una práctica comunera a un esquema de crimen organizado que supera por mucho a las comunidades, pero sobre todo a las autoridades de todos los niveles y sectores.
Hasta ahora ni la Secretaría de la Defensa Nacional, ni la del Medio Ambiente y Recursos Naturales con sus oficinas sectorizadas como la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente han sido capaces de frenar el crimen de la tala clandestina.
Un ejemplo claro es el Parque Nacional Pico de Orizaba donde se lleva a cabo uno de los ecocidios más graves del estado, pues grupos organizados bajan alrededor de cinco camiones de 10 toneladas al día con troncos de todos tamaños que son procesados en aserraderos clandestinos de la parte baja de las faldas del volcán en plenas zonas urbanas sin que autoridad alguna actúe al respecto.
El problema de la tala clandestina genera incluso empleo para los comuneros que al no contar con alternativas de apoyo por parte del gobierno aceptan los 200 pesos diarios que el crimen organizado les ofrece para orientarlos a las zonas menos vigiladas y depredar la naturaleza con modernas motosierras que en cuestión de minutos terminan con una hectárea de bosque, sin importar condición física de los árboles.
En esas condiciones, de nada sirven los programas paras restaurar y reforestar áreas degradadas con el fin de conservación y mejoramiento del suelo y agua que en teoría sostiene la Semarnat y que en la realidad, no existe.
Generar empleo e ingresos a las comunidades, prevenir inundaciones y deslaves, reducir el costo de mantenimiento de las obras hidráulicas, captar dióxido de carbono (CO2), y generar servicios ambientales se reduce a simple buenos deseos de las autoridades, por si fuera poco en el ejercicio 2016 el gobierno federal redujo su presupuesto en ese sector.
Por eso, urge una regulación severa de los procesos de tala clandestina mediante apercibimientos y coordinación interinstitucional de la Sedena y la Profepa, así como la búsqueda y gestión con instituciones federales y estatales para generar alternativas para la implementación de proyectos productivos y de conservación-restauración.
Y es que la acelerada deforestación por la que atraviesa nuestro país, es causada en gran medida por la tala de árboles no regulada y clandestina, acrecentada por los vacíos legales identificados en nuestra legislación ambiental, que debiera regular este fenómeno, y que ha provocado la devastación de nuestros bosques y selvas y de las especies que los habitan.
Las principales consecuencias de la tala clandestina, se relacionan con la disminución de generación de agua en ríos, lagunas y yacimientos acuíferos, provocando su bajo suministro a escala local y nacional, rompiendo el equilibrio climático regional y global, y propiciando la extinción de los pulmones importantes en nuestro territorio mexicano, principalmente en los Estados afectados por esta actividad ilegal como Michoacán, Durango, Oaxaca, Veracruz, Chiapas, Yucatán, Guerrero, Tlaxcala y Puebla,
Es urgente modificar la Ley de Equilibrio Ecológico para que desde Procuraduría Federal de Protección al Ambiente y autoridades relacionadas se amplíen las posibilidades para la denuncia de todo hecho, acto u omisión que produzca o pueda producir desequilibrio ecológico o daños al ambiente o a los recursos naturales
Un castigo ejemplar que aplique el peso de la ley a la comisión de éstos delitos, las responsabilidades, los procedimientos administrativos y las acciones civiles y penales procedentes.

MANLIO MOLESTO

Cuentan que en el Comité Ejecutivo Nacional del PRI, cayó como balde de agua fría la declaración del gobernador de Veracruz, en el sentido de que el Presidente le cedió la delicada decisión de la sucesión gubernamental que confió a 10 periodistas en un reunión a principio de semana.
La nota se convirtió en atractivo nacional para la prensa y opinadores políticos, pero a quien no le muy bien fue al presidente del CEN del PRI, Manlio Fabio Beltrones quien apenas la semana pasada estuvo en Perote con el propósito de construir la conciliación entre los prospectos interesados en ocupar el lugar de Javier Duarte de Ochoa por un periodo de dos años, postulados desde del PRI.
Para el dirigente nacional del PRI, no es correcto ni corresponde a una actitud positiva el hecho de romper las reglas no escritas del PRI por parte de un gobernante, sobretodo cuando él de manera personal acudió a Veracruz para sofocar las altas temperaturas que ha generado la selección del candidato al gobierno estatal por parte tricolor.
La situación se complica para el PRI ya que en esta misma semana, el ex candidato presidencial Roberto Madrazo Pintado declaró que en las elecciones del 2016 una de las gubernaturas que está en riesgo para el PRI es la de Veracruz.
Plumabegra12@gmail.com