A PUNTO DE TERMINAR EN TRAGEDIA PROCESIÓN EN PARAJE



De la redacción/El Informante de Veracruz



Paraje Nuevo, Amatlán Ver, a 6 de diciembre de 2015.- Una procesión a la Virgen María de la Iglesia de Dolores, estuvo a punto de terminar en tragedia la noche de este domingo en la comunidad de Paraje Nuevo, municipio de Amatlán, luego de una mala maniobra por parte de una persona que arrojaba cohetes de arranque que no salieron y explotaron en a ras de suelo.



Los sucesos ocurridos a las 19:00 horas, provocaron la movilización de al menos 3 ambulancias de la Cruz Roja de la delegación Córdoba, a fin de prestar las primeras atenciones al menos a 8 niños integrantes de una banda de música de la escuela telesecundaria Guillermo A. Sherwel que acompañaban la procesión, en un beneficio de café propiedad de Javier Rico, ubicado frente a una planta gasera en la zona industrial de Paraje.



Según narraciones de testigos, los sucesos ocurrieron cuando el cohetero prendió un artefacto explosivo el cual salió disparado hacia el cielo, pero las llamas de despegue alcanzaron el mazo que llevaba amarrados en un costado de su humanidad y explotaron todos en su conjunto.



La explosión y onda expansiva, alertó a los asistentes católicos, mas sin embargo continuaron con el programa dedicado a la virgencita.



Eran alrededor de 20 niños que tocaban en una banda musical, quienes una vez concluidos los festejos, se retiraron a la telesecundaria, donde empezaron a presentar crisis nerviosas, sordera e incluso sangrado de los oídos.



Los lesionados fueron identificados como las hermanas Jaqueline, Montserrat y Denisse Romero Fernández, Rosario Barojas, Juan Ernesto Ballesteros, Karla Mariana, Jair Alavez, Dulce, Eligio Urrueta, Laura Fernández y el capitan de la banda Alfonso “x”, los cuales fueron traslados en ambulancias a las instalaciones de la Cruz Roja de Córdoba.



En tanto, el cuetero, de quien no se obtuvieron mayores generales llamado “Hilario” y quien aparentemente se encontraba en estado de ebriedad, fue canalizado de emergencia al IMSS número 8, al presentar quemaduras de la mano y costado izquierdo de su humanidad.