SE DESPIDEN FIELES DEL PADRE MARCOS, TRAS 17 AÑOS DE SERVICIO EN LA IGLESIA DEL CARMEN



Redacción/ El Informante de Veracruz



Orizaba, Ver., 14 de mayo de 2019. "Suelténme a mi, que yo los pienso soltar" fueron las palabras que el presbítero Marcos Palacios Cárdenas dio a los fieles al celebrar la última eucaristía en la Iglesia del Carmen, lugar que por 17 años brindo su servicio a la comunidad.



Enmedio de sonrisas que se dejaron escapar al iniciar la homilía qué durante cada misa lo realizaba de manera amena, está no fue la excepción, recordando les qué como amigos de Cristo se sigue a Cristo y por lo tanto pidió no engancharce con una persona sino seguir a Dios.



Palacios Cárdenas se dijo contento de la nueva encomienda que le hace el creador en la iglesia de San Isidro Labrador, haciendo alusión a qué esas la nueva comunidad a la que debe servir y pidió la comunidad de la iglesia del carmen a dar un buen recibimiento a su nuevo párroco, el presbítero Antolín Debernardi Castelán.



Invitó a catequistas, coros, servidores de la iglesia en general a seguir su vida, cuando el entregué está parroquia que será este 15 de mayo a través de él papeleo correspondiente.



Resaltó que Dios tiene muchos planes y por lo tanto los hombres no deben meter mano en ello, porque lo echan a perder, te dijo emocionado te que llegara a una nueva parroquia a servir a los fieles católicos de la Diócesis de Orizaba que se ubican en la comunidad de El Encinar en el municipio de Nogales.



Tras finalizar su homilía y seguir con la eucaristía el padre Marcos Palacios fue inundado en medio de aplausos fue como concluyó la misa con la canción que en algún momento se le cantó al Papa Juan Pablo Segundo, el agradecimiento de cientos de asistentes quienes comenzar una rodarles algunas lágrimas de tristeza por su partida.



Muchos otros, se comenzaron a formar para darle un abrazo de despedida a quien por 17 años los condujo por el camino de Dios.